Actividades y manualidades divertidas para hacer con los más pequeños del hogar

Manualidades para hacer en casa en familia

En muchas ocasiones, cuando se tienen niños en casa durante periodos de vacaciones o en estos momentos que vivimos, se van agotando las ideas para realizar actividades con ellos y que los mantengan entretenidos durante un buen rato.

Por lo que siempre viene bien tener en cuenta algunos consejos que, sin duda, se convertirán en un momento de diversión y distracción a partes iguales.

Los materiales a utilizar y que dan un juego increíble son los de papelería con los que se pueden hacer variados trabajos manuales. En Papelería Distrimar, una tienda online de estos artículos y material de oficina, puedes encontrar todo lo necesario para llevar a cabo las manualidades que te proponemos.

Esta empresa ofrece un servicio de máxima calidad, rápido y con un buen precio.Todo lo que pidas lo recibes en la comodidad de tu casay así, puedes centrarte en lo verdaderamente importante, disfrutar del tiempo con los más pequeños.

Las mejores ideas para hacer en casa

Niño haciendo manualidades con material escolar

Con unas cartulinas, unos rotuladores o lápices de la prestigiosa marca alemana Stabilo, y sólo añadiendo a la fórmula un pegamento y unos elásticos, se puede hacer magia.

Ahora que se acerca la época de carnaval, una estupenda opción es realizar originales disfraces. Aunque en estos momentos no se pueda acudir a ninguna fiesta, eso no significa no poder disfrazarse y entretenerse en casa.

Se pueden hacer máscaras con la cara de un león, un gato, cualquier animal que se te ocurra, o realizar una manualidad para colocar en la cabeza simulando el típico tocado de plumas que visten los indios americanos, las orejas de un conejo, una corona hasta un sombrero pirata. También resultan ideales los origamis.

Si te apetece hacer algo más completo, unas buenas ideas fáciles y muy socorridas pueden ser un disfraz de fruta o de emoticono. Si ya quieres un nivel algo más elaborado de fantasía, puedes hacer un disfraz de pez combinando distintos colores de cartulinas como escamas o caracterizar a los peques como una paella llena de ingredientes. ¡Imaginación al poder!

Lo que es cierto, es que no tiene porque haber ningún tipo de pretexto para hacer disfraces. En cualquier momento, esta actividad se puede convertir en una manualidad sumamente divertida.

Otra opción para hacer con cartulinas y rotuladores puede ser un álbum de fotos único tanto para regalar como para guardar en casa. Pegar una foto o dos en una cartulina y hacer dibujos o comentarios a su alrededor. Después hacer dos agujeros en los mismos lugares de cada cartulina utilizada y juntarlas simétricamente a modo de libro con una cuerda o lazo. También puedes utilizar recortes de palabras o dibujos que encuentres en alguna revista.

Hay muchas más ideas que se pueden hacer con los más pequeños. Las pinturas también resultan una actividad con la que disfrutan mucho. Tanto para que pinten dejando volar su imaginación y contar una historia con todos los dibujos o simplemente pinturas a dedo para que expresen libremente lo que les apetezca.

También hay pinturas para la cara y ésta puede convertirse en una opción muy entretenida tanto para ellos como para los adultos. Dibujarles rasgos de animales o cualquier cosa que se te ocurra. Además, son el complemento perfecto para cualquier disfraz.

Otro material muy socorrido es la plastilina. Con ella es muy fácil estar entretenido, y si deseas conservar la figura hecha, aplica una capa de cola con un pincel y se conservará durante mucho tiempo.

Hacer cualquier tipo de manualidad es una actividad que se recomienda para relajarse. Se olvidan preocupaciones y hacerlo con niños hace que sea una tarea más divertida. Además, les ayuda a fomentar su creatividad.

Entradas relacionadas

Deja tu comentario